Oídio

Hongo superficial que no invade las estructuras internas de las plantas; forma masas de tejido de polvo de color blanco grisáceo. Se reconoce por la presencia de un polvillo seco color blanco-ceniza que cubre la superficie de los tejidos, impidiendo la fotosíntesis, por lo que se reduce el crecimiento notablemente. Luego el tejido se torna café y muere.

Es un parasito obligado, pero puede sobrevivir a condiciones adversas. Las esporas de este hongo son transportadas por el viento y caen sobre las hojas germinando sobre ellas.

 

DAÑOS

El Oídio ataca hojas, tallos y botones florales, deteniendo el crecimiento de hojas o tejidos nuevos produciendo la necrosis de éstos. La enfermedad comienza a manifestarse en primavera con tiempo húmedo, pero una vez que la planta ha sido infectada, continúa desarrollándose con ambiente seco y perdura durante todo el verano pudiendo llegar hasta el otoño.

 

CONTROL

Este hongo afecta más frecuentemente a las plantas débiles y a las que están ubicadas a la sombra. Aquí puede ser que al ubicar una planta afectada al sol puede que ella se recupere.

Para no favorecer la presencia de este hongo, evite el riego por aspersión.

Enfermedades del Jardín

Descargar Ficha

PRODUCTOS RECOMENDADOS

Hongos Foliares Eco Opción

Ver más

OIDIO FUNGICIDA

Dosis 10 g en 1 Lt de agua i.a Myclobutanil + Azufre.

Ver más

AZUFRE FUNGICIDA

Dosis 60 a 90 g por 10 Lt de agua. Aplicación por aspersión. 80 a 120 g para 100 mt2. Aplicación espolvoreo. i.a. Azufre.

Ver más